lunes, 26 de mayo de 2014

Caminus estelarum

Caminante, no hay zapato. Solo, nos mojamos cuando llueve a cántaros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada